Blog de consejos para mantener una vida saludable
/Etiqueta: astenia primaveral
21 Mar 2018

Astenia Primaveral: ¿Por qué ocurre y cómo podemos solucionarla?

2019-03-22T14:30:13+02:00Alimentación saludable, Alimentación y salud, Complementos Dietéticos, General, Hábitos saludables, Noticias de Salud, Nutrición, Nutrientes, Salud natural, Temas de actualidad, Terapias Alternativas, vida sana, vitaminas|

En Primavera: ¿Cansancio o Astenia primaveral?

astenia-primaveral-y-la-fatiga-crónica-en-casa-pià

¿Qué es la astenia crónica?

La astenia crónica es la forma médica de hablar de cansancio y fatiga con una durabilidad continuada. La astenia crónica se caracteriza por prolongar el síntoma de la debilidad y la pérdida de fuerza en las personas, provocando que les resulte muy complicado realizar las tareas habituales con normalidad.

¿Qué es la astenia primaveral?

La astenia primaveral es el término que se utiliza para denominar el cansancio o la fatiga crónica que se produce durante la primavera. Durante el comienzo de dicha estación, muchas personas experimentan el trastorno de la astenia.

Esto se produce por:

  • El aumento de horas de luz (causa por la que nuestro cuerpo se desconcierta).
  • El aumento de las temperaturas, provocando que nuestro cuerpo se sienta más cansado.

En definitiva, por las circunstancias del entorno: climatológicas y ambientales de la nueva estación, lo cual provoca que nos sintamos más cansado y pesados.

¿Cuáles son los síntomas de las astenia primaveral?

La astenia primaveral puede puede o no tener causa aparente ya que también, muchos factores anímicos  influyen en esta sensación de cansancio y fatiga crónica. Este trastorno crónico se da más en mujeres que en hombres, y la mayor frecuencia se aprecia entre los 30-40 años de edad.

Durante el comienzo de la primavera, nuestro cuerpo se va adaptando progresivamente a esta nueva estación. Pero, mientras esto ocurre, nuestro cuerpo experimenta síntomas propios de la astenia crónica. Esto conlleva:

  • Tristeza sin causa aparente
  • Irritabilidad
  • Cambios de humor
  • Tensión arterial baja
  • Disminución de la vitalidad
  • Menor interés sexual
  • Dolor de cabeza
  • Debilidad muscular
  • Cansancio
  • Apatía
  • Pérdida de pelo

¿Cómo podemos paliar los síntomas de la astenia primaveral?

Cuando la astenia primaveral se manifiesta, podemos conseguir que los síntomas de este transtorno crónico se reduzcan, ¿cómo? mejorando nuestro estilo de vida de la siguiente manera:

Alimentación para reducir la astenia primaveral 

A continuación se pueden observar algunos alimentos capaces de reducir la astenia primaveral por sus propiedades alimenticios:

  • Huevos
  • Leche
  • Pescados
  • Carnes
  • Cereales integrales
  • Piña
  • Aguacate

Concretamente, el triptófano, es un aminoácido presente en algunos alimentos. Precursor fundamental de una dieta saludable. Regular esencial de nuestro estado de ánimo. El complemento perfecto para paliar la astenia primaveral y sentirnos mejor por dentro y por fuera.

Además del triptófano, podemos encontrar otros nutrientes esenciales para hacer frente a la astenia primaveral:

Hidratos de carbono

La glucosa, es el nutriente que el cerebro utiliza de forma preferente, de aquí su importancia. Para conseguir la cantidad óptima, es necesario la ingesta adecuada y diaria de hidratos de carbono complejos (pan, arroz, pasta) e hidratos de carbono simples (frutas, azúcar, miel) prevaleciendo siempre la cantidad de los complejos sobre los simples.

En el caso que la ingesta de estos nutrientes se vea disminuida, puede dar lugar a la disminución de los niveles de glucosa en sangre, hecho que puede causar astenia continua, cansancio e irritabilidad.

Vitamina B6

Interviene en la biosíntesis de la serotonina a partir del triptófano. Su aporte deficiente puede causar astenia, irritabilidad y nerviosismo. Esta vitamina la podemos encontrar en el germen de trigo, el pescado azul, los frutos secos, las legumbres, los cereales integrales y la levadura de cerveza.

Vitaminas A, C y E

Grupo de vitaminas que se encargan de hacer frente a las sustancias oxidantes presentes en el organismo. Su ausencia puede provocar un estrés oxidativo, ocasionando una astenia continua. Las encontramos en frutas, verduras y hortalizas.

Omega 3 y Omega 6

Son necesarios para el desarrollo y funcionamiento del sistema nervioso y del cerebro. El omega 3 lo podemos aportar a partir de la ingesta de pescado o de aceite elaborado a partir del mismo, y el omega 6 a partir de aceite de Onagra o lino, entre otros.

Hierro

Interviene en la síntesis de algunos neurotransmisores. Su ausencia, provoca cansancio, mareos y falta de concentración. Los alimentos más ricos en hierro son mariscos, carnes, pescados, legumbres y frutos secos.

Vegetales:

Las frutas, verduras, hortalizas, carnes, pescados y cereales, son alimentos ricos en vitaminas y minerales que en proporciones adecuadas nos pueden ayudar a prevenir la astenia primaveral.

Hábitos saludables para reducir la astenia primaveral

La mala alimentación puede provocar carencias de ciertos nutrientes indispensables. Aunque tenemos al alcance gran abundancia y diversidad de alimentos, recientes estadísticas revelan que la mayoría de la población carece de vitaminas y minerales. Estas carencias junto con otros factores como no llevar una rutina saludable, pueden dar lugar a la aparición de la astenia primaveral.

Una rutina saludable, se compone de:

  • Tiempo para descansar correctamente
  • Alimentación saludable
  • Ejercicio físico diario

Es importante, también, evitar situaciones de estrés, circunstancias que ocasionen ansiedad, etc. Así como, bebidas energéticas, infusiones con teína y café, ya que pueden agravar el trastorno de astenia primaveral al alterar aún más, nuestro sistema nervioso.

Si no te han parecido suficiente remedios, también puedes visitar: Cómo combatir la astenia primaveral

Astenia-primaveral-casa-pià-vida-saludable

Astenia primaveral: tengo una vida sana y la sigo padeciendo

En este caso, la astenia primaveral puede que se haya generado a causa de otras enfermedades ya crónicas en la propia persona. Tales, como:

  • Enfermedades del metabolismo
  • Trastornos neuromusculares,
  • Neoploasia
  • Anemia,
  • U otras enfermedades del órgano.

Sí así fuera, sería necesario acudir a un especialista. Él mismo, podrá recetar y aconsejar una dieta saludable y unos complementos vitamínicos o sustancias, necesarias para la correcta recuperación de la persona.

Igualmente, una alimentación equilibrada, la realización de ejercicio físico a diario y un descanso óptimo son consejos y pautas adecuadas para afrontar la astenia primaveral.

 

Patricia Sánchez Gómez, Diplomada en Nutrición Humana y Dietética

Revista miherbolario.com

21 Mar 2014

Alimentación contra la astenia primaveral

2014-03-21T21:35:50+02:00Alimentación saludable, Alimentación y salud, General, Nutrición, Nutrientes, Salud natural, Terapias Alternativas, vida sana|

 

primaveraLa astenia primaveral es un trastorno leve que sufre, al menos, una de cada diez personas con la llegada de la primavera y el cambio de estaciones. El organismo se encuentra habituado a unas temperaturas y el cambio de las mismas conforma este síntoma de decaimiento.

Principalmente se traduce en una sensación de cansancio, fatiga, que en realidad, no va más allá de esta sintomatología, aunque resulta muy molesta o ciertamente inexplicable. 

Las personas que sufren esta sensación corporal con el cambio de estación no suelen ser muy conscientes de que la causa de ese cansancio es el cambio de tiempo, pero  …. ¿cuál es la causa principal de este estado físico?

(más…)

22 Mar 2012

Fatiga primaveral

2012-03-22T18:36:34+02:00Ecología, El cuerpo humano, General, Hábitos saludables, Salud mental, Salud natural, Terapias Alternativas, vida sana|

Fatiga primaveral

Fatiga primaveral

Con la primavera llega el cambio de estación, los días se alargan, apetece más salir a la calle… Pero, a veces, el cansancio o la falta de energía pueden desmotivarnos y hacer que no tengamos ganas de realizar actividades que de repente nos suponen un gran esfuerzo.

Actividades que tal vez en otra época del año no nos suponen ningún desgaste físico.

Este hecho es conocido con el nombre de astenia primaveral y está causada por una disminución de las betaendorfinas en el plasma – sustancias que regulan el sistema bienestar/malestar -, que al alterarse produce una sensación de decaimiento y agotamiento.

Se estima que un 10% de las personas reciben la época con síntomas de astenia primaveral, es decir, fatiga, decaimiento y cansancio.

(más…)