esm1Investigadores españoles del departamento de Neuroinmunoendocrinología Molecular de la Universidad de Sevilla está llevando a cabo un estudio cuyo objetivo es analizar los efectos positivos de la melatonina en el tratamiento de la esclerosis múltiple.

¿Qué es la melatonina?

Es una hormona que se encuentra en forma natural en el cuerpo, pero la melatonina que se usa como medicamento generalmente es sintetizada en el laboratorio.

Se utiliza para ajustar el reloj interno del cuerpo, los ciclos de sueño/vigilia en las personas cuyo horario diario de trabajo cambia (trastorno de cambios de turnos de trabajo), para ayudar a las personas ciegas a establecer un ciclo de día y de noche, para tratar la depresión, las migrañas, la epilepsia, entre otros muchos usos.

Según el investigador principal, Antonio Carrillo Vico,

“La melatonina es un inmunomodulador que, en condiciones de inmunodepresión o inmunodeficiencia, podría activar el sistema inmune, y cuando éste se encuentra muy activado como en la inflamación aguda, pensamos que podría disminuir esa inflamación”.

Por el momento han reclutado a 58 pacientes, que tienen activa la enfermedad y que aún no están medicados, con sus respectivos controles, y esperan ver qué ocurre en la inflamación aguda o en la etapa activa de la esclerosis múltiple.

esm2

Según los resultados preliminares del estudio el tratamiento:

Con melatonina in vivo disminuye los signos de la enfermedad en el modelo animal de esclerosis múltiple (denominado encefalomielitis autoinmune experimental).
Con melatonina in vitro sobre células de pacientes con esclerosis múltiple reduce la producción de marcadores inflamatorios característicos de la enfermedad.

esm3Para poder abordar este proyecto primero los investigadores desarrollaron la enfermedad en ratones y les trataron de forma conjunta con melatonina. Según explica Carrillo:

“Evaluamos los signos clínicos de la enfermedad y vimos que la melatonina disminuye la intensidad de la patología significativamente”.

A continuación estudiaron el efecto de la melatonina sobre las células y las características de unas y de otras para intentar conseguir alguna pista de por qué unas desarrollan la enfermedad de forma más intensa que otras.

“Los resultados en los animales revelan que la melatonina protege de la enfermedad. Ahora intentamos saber cómo lo hace”.

Por otro lado, administraron melatonina in vitro y analizaron las citocinas (células TH1, TH2, TH17 y T reguladoras en sangre).
“Vemos que la melatonina desvía la respuesta hacia un fenotipo más TH2 o T regulador, por lo que se podría plantear un hipotético beneficio, pero aún no hemos acabado”.

La investigación continúa y los futuros pasos a llevar a cabo por parte de este equipo científico consisten en realizar este ensayo en pacientes, donde deberán seleccionar a personas con la enfermedad activa, recién diagnosticadas o que han tenido algún brote de repetición, para administrarles melatonina, y hacer un seguimiento de los signos clínicos, etc.

Fuente: DiarioMedico