tremen1En la época de principios del s. XX, en el valle de La Vansa y Tuixent , la vida era mayormente agricola, y su población numerosa. Debido a la falta de recursos, a una serie de personas se les ocurrió que podrían llevar sus remedios ancestrales fuera del valle.

Estas personas, eran mujeres que salían en viajes que duraban semanas, dejando a sus familias. Iban cargadas de hierbas medicinales cuyas propiedades conocían gracias a una sabiduría adquirida generación tras generación y por su relación con la naturaleza inhóspita que les rodeaba.

Cada grupo de mujeres tenían su clientela y cada casa que visitaban, les obsequiaban con comida y estancia. Sus remedios estaban hecho a base de la recolección de la botánica silvestre: Té de roca, salvia, muérdago, serpilo, hisopo, oreja de oso, manzanilla silvestre, aceite de abeto y de enebro,  y por supuesto, la trementina, que ha dado nombre a esta actividad fruto de la necesidad pero también de la imaginación.

tremen

Las trementinaires trabajaban todo el año, además de la casa, los niños, el huerto, entre viaje y viaje cortaban las ramas de los árboles y recogían las plantas útiles para sus remedios, las ataban formando pequeños fajos y las colgaban de las vigas debajo del tejado de la casa para que se secaran, después las metían en bolsas de tela y las colgaban en la sombra preparadas ya para su uso, elaboraban sus remedios: Ungüentos extrayendo en forma líquida las propiedades curativas de la planta y añadiendo grasas o ceras para obtener una sustancia de consistencia parecida a la pomada que facilitaba su aplicación directamente sobre la zona afectada de la persona o animal.

Aceites con propiedades que obtenían al poner en un bote la hierba o producto adecuado rellenándolo de aceite generalmente de oliva y dejándolo el tiempo necesario.

tremen2

Las trementinaires, emprendian viaje una o dos veces al año. Las salidas eran en otoño, después de la matanza del cerdo, para regresar en Navidad, y después volvian a salir para regresar en primavera.

Las rutas eran los pasos y caminos de la transhumancia de ganado, y su dirección los 4 puntos cardinales…siempre acabando en zonas de costa, Aragón y sur de Francia.

Este documental es un viaje a la búsqueda de las últimas trementinaires, -el último viaje lo hicieron en 1982-.

20 Respuestas en “Las últimas trementinaires”


  1. Boquerón de Estena comenta:

    Boquerón de Estena liked this on Facebook.


  2. Mari Monasterio Perez comenta:

    Mari Monasterio Perez liked this on Facebook.


  3. Ananda Artesania comenta:

    Ananda Artesania liked this on Facebook.


  4. Núria Ruiz Soto comenta:

    Núria Ruiz Soto liked this on Facebook.


  5. Maria-Jesus Moreno comenta:

    Maria-Jesus Moreno liked this on Facebook.


  6. Christine Lombardy comenta:

    Christine Lombardy liked this on Facebook.


  7. Jessica Delgado Luque comenta:

    Jessica Delgado Luque liked this on Facebook.


  8. Roser Escanilla comenta:

    Roser Escanilla liked this on Facebook.


  9. Geneviève Abelló Roques comenta:

    Geneviève Abelló Roques liked this on Facebook.


  10. Ana Salmeron comenta:

    Ana Salmeron liked this on Facebook.


  11. Tamara Lloret comenta:

    Tamara Lloret liked this on Facebook.


  12. Fina Parra Garrido comenta:

    Fina Parra Garrido liked this on Facebook.


  13. Angela Calero comenta:

    Angela Calero liked this on Facebook.


  14. Jose Ramon Valles Desten comenta:

    Jose Ramon Valles Desten liked this on Facebook.


  15. Encarna Solana comenta:

    Encarna Solana liked this on Facebook.


  16. Rossana Aicardi Caprio comenta:

    Rossana Aicardi Caprio liked this on Facebook.


  17. Mercedes Garcia Saelices comenta:

    Hay un museo dedicado a ellas en Lleida, me gustaría mucho visitarlo, pero por desgracia estoy un poco lejos.


  18. Mercedes Garcia Saelices comenta:

    Mercedes Garcia Saelices liked this on Facebook.


  19. Maribel Carrasco Sanchez comenta:

    Maribel Carrasco Sanchez liked this on Facebook.


  20. Pili de Mingo comenta:

    Pili de Mingo liked this on Facebook.

Deje su comentario

Usted debe estar conectado para publicar un comentario.