calcio-biodisponibleLos alimentos refinados no contienen ( o contienen en pequeña proporción ) minerales.

De entre estos alimentos refinados el más peligroso es el azúcar blanco . Este tipo de alimentos ” sustrae ” el calcio de los huesos cuando el riñón ha llegado a su límite de neutralización de ácidos .

El azúcar y los refinados producen falta de minerales , sobre todo de Magnesio , imprescindible para la formación de hueso .

Tras la ingestión de una cantidad considerable de azúcar se produce un aumento de la excreción urinaria de calcio .

Un déficit de calcio se corrige suministrando magnesio mejor que calcio. El magnesio favorece la absorción de vitamina D, indispensable para que el calcio atraviese la pared intestinal.

Por el contrario, un paciente deficitario en calcio y magnesio, vera sus defectos agravarse por el tratamiento con calcio, pues este ultimo disminuirá la absorción del magnesio alimentario, que disminuirá la absorción de vitamina D, que a su vez disminuirá la absorción de calcio. Se vera metido en un circulo vicioso que agravará su estado.

calcio

Por otro lado, una dieta rica en proteínas aumenta la eliminación renal de calcio porque ( al igual que el azúcar) acidifica la sangre, y la sangre ácida disuelve el calcio de los huesos.

El consumo de solanáceas (tomates, patatas, pimiento, berenjenas, tabaco) afecta al equilibrio del calcio. Es posible, que el calcio quede retenido por las solanáceas y no se asimile.

Una dieta rica en solanáceas y baja en calcio da síntomas de perdida de calcio como uñas quebradizas, caída de pelo, encías dolorosas, caries dentales, etc. El problema se soluciona eliminando solanáceas y no aumentando los lácteos.

En cuanto a los vinagres, vino y cítricos observamos que requieren la acción neutralizante del calcio durante el metabolismo, de manera que, su consumo debe ir acompañado de productos ricos en calcio, es decir, es prudente consumir vino con queso, y poner vinagre a la ensalada si hay crema o queso en el resto de la comida, etc.

Es decir, siempre unir esos productos a otros ricos en calcio.

El café, las bebidas alcohólicas y la sal producen perdida de calcio. Los efectos del café son menos graves.

Consejos generales para mantener el calcio de nuestros huesos y mejorar su absorción

calcio

 *  Eliminar los lácteos (sobre todo la leche liquida) de la dieta diaria, y con mas razón si padece de enfermedades importantes.

  * Eliminar el azúcar blanco de la dieta.

 *  No tomar fibras dietéticas en las comidas principales, y menos en las ricas en calcio.

 *  No consumir alimentos industriales que contengan fosfatos como aditivos ( E-442, E-450 y E-338 a E-343). Se encuentran en: embutidos, quesos fundidos, patatas fritas, cremas lácteas, postres de frutas enlatadas, bebidas carbónicas, etc.

 *  Consumir productos naturales y, en todo caso, los más naturales que se presenten, es decir, sin añadidos artificiales.(minerales, vitaminas, desnatados, etc.)

 *  Evitar tomar antiácidos.

alimentos-calcio

 * Usar buenos aceites, que ayudan a la absorción del calcio

 *  Consumir pescado azul y hojas verdes. No abusar de proteínas concentradas (carne, huevo, quesos…).

Disminuir el consumo de solanáceas: patatas, pimientos, berenjenas y tomates. Estos alimentos alteran el metabolismo del calcio y lo retiran rápidamente de la sangre y producen inesperados calambres y contracturas musculares, depositándolo en lugares erróneos, como en los tejidos blandos, articulaciones, arterias y riñones.

 *  No consumir bebidas carbónicas, el Co2 puede precipitar el calcio intestinal impidiendo su absorción.

 *  Evita las comidas muy saladas y el uso de bicarbonatos.

Bibliografía

“El poder curativo de los alimentos” Annemarie Colbin

” Dime que comes y te diré de que enfermarás ” , Francisco Fajardo

” Nutrición ” Janice L. Thompson

Mercedes Martín Sánchez

Naturópata